¿Alergia o intolerancia alimentaria?

¿Alergia o intolerancia alimentaria?

intolerancia1

¿Cuántas veces has escuchado esto? Como poquísimo pero no adelgazo.

¿Te pasa a ti? La solución para adelgazar no es comer poco o dejar radicalmente de tomar ciertos alimentos como el pan (que tan mala prensa tiene). La solución es averiguar cuáles son las cosas que podemos comer y cuáles no. Es decir, averiguar mediante un test nuestras intolerancias alimentarias porque eso, y no tanto comer mucho, es lo que hace que no adelgacemos.

Es muy importante diferenciar intolerancia de alergia.

Mucha gente confunde intolerancia con alergia. No es lo mismo, y por tanto se tiene que tratar de diferente manera. Es más, una alergia puede provocar un shock, incluso la muerte, mientras que las intolerancias pueden mostrar sus efectos al momento o con el paso de los días, los meses o incluso los años.

¿Cómo sé que es una intolerancia alimentaria?

Se considera intolerancia cuando un alimento no es tolerado por nuestro cuerpo, generalmente debido una carencia enzimática o metabólica.

¿Qué sucede si tomamos alimentos que nuestro cuerpo no tolera?

Que el organismo lo eliminará a través de la digestión sin haberse absorbido los nutrientes que dicho alimento porte. Por ejemplo, en el caso de una enfermedad celíaca, la persona que la padece, no engorda, no se nutre y, si se trata de niños, además, no crecen.

¿Cómo sé que es una alergia alimentaria?

Las alergias a los alimentos provocan una reacción dándose incluso  un shock anafiláctico o en casos más graves, la muerte. La reacción es inmediata al estar en contacto con el alimento o cualquier sustancia que lo contenga. Por ejemplo, los frutos secos, el kiwi o frutas con pelo suelen dar reacciones en el cuerpo inmediatas causando algunas de ellas paros respiratorios.

Consecuencias de las intolerancias alimentarias

· Obesidad o no poder engordar, a pesar de llevar una vida saludable.

· Dolores de cabeza o articulares.

· Irritaciones estomacales, malas digestiones, vientre hinchado o pesadez.

· Diabetes tipo II.

· Fibromialgia o cansancio crónico.

· Enfermedades reumáticas y articulares.

· Problemas en la piel (el hígado, cuando está en exceso sobrecargado, puede demostrarlo a través de problemas cutáneos en forma de erupciones).

Saber qué alimentos no sientan bien a tu organismo te puede evitar el comienzo de muchas enfermedades crónicas, relacionadas con problemas de sobrepeso o mala nutrición.

En Clínica Bruselas a partir de un análisis de sangre, te podemos hacer un test de intolerancia alimentaria para intentar descubrir el origen de algunos problemas físicos que llevas arrastrando un tiempo y que nunca hubieras sospechado qué te los produce.

Give a Reply