Cirugía de Párpados – Elimina las Bolsas de tus Ojos

cirugía de párpados

Cirugía de Párpados – Elimina las Bolsas de tus Ojos

Las bolsas de los ojos son un efecto natural de la edad que acaba surgiendo en el rostro de casi cualquier persona con el paso de los años. Aunque este es su principal factor, las bolsas también también pueden deberse a la falta de sueño, alergias y hábitos que promueven la retención de agua.

Como preocupación estética, este problema típico de la edad puede afectar a nuestra confianza por hacernos ver demasiado cansados o desanimados, por lo que muchos pacientes optan por someterse a una cirugía de párpados o blefaroplastia.

¿Cómo es la cirugía de párpados y bolsas?

Los ojos reflejan de una manera muy evidente el paso del tiempo. Los párpados superiores tienen a caerse progresivamente mientras que, en los inferiores, aparecen las bolsas que envejecen nuestra mirada. Con ello, nuestro rostro puede lucir un aspecto con el que no estemos conformes, afectando negativamente a la concepción física que tenemos de nosotros mismos.

La cirugía de párpados y bolsas ofrece una solución a esto, permitiendo a nuestros profesionales rejuvenecer la mirada de los pacientes mediante la remodelación de los tejidos que rodean el ojo.

Por norma general, la blefaroplastia se realiza fundamentalmente por razones estéticas, aunque en algunos casos es necesaria por motivos visuales (blefaroplastia funcional) ya que la caída de la piel de los párpados superiores puede ocasionar una reducción del campo visual.

El objetivo de la blefaroplastia o cirugía de párpados es devolver a la mirada un aspecto más juvenil, manteniendo los rasgos propios de cada persona, con un aspecto natural, evitando cicatrices visibles y protegiendo la salud ocular.

El proceso consiste en retirar la piel sobrante del párpado superior a través de una pequeña incisión. En el caso de las bolsas de los ojos, es posible acceder a ellas sin ninguna incisión, a no ser que haya un exceso de piel. En ese caso la cicatriz se situará a un milímetro de la línea de pestañas y queda escondida en el surco palpebral. En un periodo de entre 3 y 6 meses las cicatrices pasarán totalmente desapercibidas.

Esta cirugía que se realiza empleando anestesia local con sedación, tras la realización de un estudio preoperatorio. La rápida recuperación del paciente le permite incorporarse con prontitud a su vida cotidiana.

En Clínica Bruselas encontrarás la máxima calidad asistencial. Pídenos una cita personalizada: nuestros doctores resolverán todas tus dudas. Ponte en manos de los mejores profesionales: son la mejor garantía para unos resultados excelentes.

Give a Reply