Efectos del sol en la piel de nuestro rostro

Efectos del sol en la piel de nuestro rostro

sol

El sol tiene muchísimas propiedades. ¿Lo sabes, verdad? Fortalece los huesos, mejora el aspecto de la piel, de tu inmunidad, equilibra el colesterol, disminuye la presión sanguínea, ahuyenta la depresión, favorece la vida sexual, ayuda a conciliar el sueño…en fin, muchas cosas pero, ya lo sabes también y si no desde Clínica Bruselas te lo recordamos, el sol tiene desventajas y estas son que, si no lo tomas con precaución, es decir, con mesura y en las horas claves y con protección, puede provocar cáncer de piel y envejecimiento prematuro.

Y es que nuestra querida piel empieza a envejecer a los 30 años. ¡Sí!, ¡Así de pronto! Y el sol, si no lo tomas con precaución, ayuda a ese envejecimiento. Provoca que se acentúe más las líneas de expresión, las arrugas en la frente, en las patas de gallo…y, las temidas manchas en la piel que luego son tan complicadas de eliminar.

Así que te damos los siguientes consejos para que tomes el sol con muchísima precaución.

• Siempre usa protección solar. En invierno, también. En verano mucho más alta.
• Si eres de piel blanca lo ideal es que nunca bajes de 50, te vas a poner morena de todas maneras pero protegerás tu piel.
• En verano, usa gafas de sol y si puedes también, gorro. Evitarás con ambos gestos fruncir el ceño y, además, te protegerás. Las gafas, muy importante, tienen que ser buenas.
• Si estás en la playa, échate cada dos horas o incluso cada vez que salgas de bañarte.
• No tomes el sol nunca con aceite. ¿Recuerdas que estuvo de moda hace años? Es una locura. Sólo lograrás quemarte y la piel tiene muchísima memoria.
• Después de un día de sol, hidrátate bien con una crema nutritiva y un ligero masaje.

Give a Reply