Los materiales de relleno en 9 preguntas.

Los materiales de relleno en 9 preguntas.

Los materiales de relleno para recuperar volúmenes faciales y terminar con determinadas arrugas son cada vez más demandados, pero a veces surgen dudas sobre cuáles son los más idóneos y por qué.

1. ¿Por qué son preferibles los rellenos reabsorbibles a los permanentes? Se recomienda utilizar siempre rellenos reabsorbibles porque los cambios progresivos del envejecimiento modifican las estructuras cutáneas y, por lo tanto, las zonas a tratar.

2. ¿Qué riesgos y efectos secundarios tiene un relleno? Prácticamente, los riesgos son inexistentes, ya que al ser reabsorbibles, el material desaparece. En cuanto a los efectos secundarios son los propios de cualquier infiltración: posibles hematomas, dolor o molestia, y edema. La inflamación durante las primeras 48 horas es habitual, así como una posible asimetría, problema que suele corregirse con el habitual retoque posterior, a los 15 días.

3. ¿Es mejor realizar las infiltraciones con aguja o cánula? Las microcánulas permiten tratar amplias zonas minimizando el riesgo de que aparezcan hematomas y reduciendo al máximo las molestias. A menudo se combinan con agujas.

4. ¿Cuál es la técnica adecuada para realizar estas infiltraciones? En el pasado se trataba directamente la arruga, mientras que hoy la tendencia es implantar el relleno en abanico, es decir, distribuyéndolo en varios puntos para tratar todo un área problemática en lugar de un único pligue concreto.

5. ¿Qué precauciones conviene tomar antes de someterse a un tratamiento a base de materiales de relleno? Por lo general, conviene:

– Evitar la aspirina durante los cinco días previos al tratamiento.

– Aplicar algún tipo de anestesia (frío, crema específica, lidocaína al 1 por ciento…) los momentos previos. El hielo local,   además es útil si se aplica inmediatamente después de los pinchazos sobre el área tratada para reducir y evitar la inflamación.

– No exponer al frío o el calor intensos, ni comer o beber alimentos o líquidos irritantes inmediatamente después del tratamiento.

6. ¿Se puede combinar con otras técnicas? En una misma sesión se pueden combinar infiltraciones con diferentes materiales de relleno sin ningún problema. Si se trata de realizar un peeling químico hay que hacerlo una semana antes o una después de las infiltraciones y si hablamos de un procedimiento con láser hay que dejar pasar al menos un mes. En cuanto al retoque del material implantado se hará a las 3 o 4 semans del procedimiento.

7. ¿Cómo es el procedimiento? Sea cual sea el relleno al que recurras, lo mejor es que el profesional te lo realice en un par de sesiones como mínimo mejor que en una única sesión. Conviene ser prudente con la cantidad de material utilizada, y es mejor quedarse corto a pasarse. Por eso se recurre a una segunda sesión.

8. ¿Cuánto duran los resultados? De 12 a 15 meses aproximadamente, aunque puede variar mucho en función del paciente, la edad, la piel y el estilo de vida, así como del material utilizado.

9. ¿Cuánto cuestan? El precio también varía muchísimo, dependiendo del material utilizado y de la cantidad de producto que se vaya a utilizar pero como guía básica, puede oscilar entre los 300 y los 600 €.

Fuente: Ultimate

Give a Reply