Operación Bikini Express: cuatro tratamientos infalibles

operación bikini

Operación Bikini Express: cuatro tratamientos infalibles

Cuando llega el verano, los días comienzan a ser más largos y las temperaturas superan los 30 grados, sentimos las ganas de refrescarnos dándonos un buen baño en la piscina o la playa y tomar el sol para pillar ese moreno que tanto buscamos durante el resto del año. Un problema recurrente en estos momentos, es el pánico a ponernos el bikini y encontrar que esos kilos de más que hemos cogido, se notan demasiado.

Aunque no sea cierto del todo que hemos engordado tanto o si por el contrario es más de lo que creemos, cuidarse siempre es una buena idea. Por eso, no te preocupes, en esta entrada te dejamos nuestros mejores consejos para realizar la operación bikini y conseguir tus objetivos este verano:

Consejos para una operación bikini de 10

  1. Comienza por hacer una lista de lo que comes a lo largo del día. Sí, sí, los cacahuetes que te tomas de vez en cuando también cuentan. Una vez que lo veas por escrito, racionaliza si todo lo que comes podrías haberlo evitado y mentalízate para comer un poco menos y, sobre todo, destierra aquello que sabes, con seguridad, que no te hace bien. ¿De verdad necesitas escuchar a un endocrino que una palmera de chocolate no es lo más saludable?
  2. No hagas dietas drásticas si no deseas el temido efecto yo-yo. Para empezar, sería suficiente con que eliminaras los fritos, el pan por la tarde y por la noche y las bebidas azucaradas. Intenta caminar todos los días al menos media hora y vete aumentando el tiempo cada día, poco a poco. Buena marcha, no paseos lentos.
  3. Durante una temporada di no a las cañas y bebidas con alcohol. El buen tiempo llama a las terrazas pero ojo porque lo que se consume ahí se va automáticamente al culete y al famoso flotador de la barriga. O al menos no todos los días. Con uno a la semana debería ser suficiente.
  4. Es muy importante dormir entre siete y ocho horas diarias. Además, es mejor acostarse antes de las doce de la noche. Si puedes, adelanta la hora de la cena. Lo ideal si te acuestas a las once es hacerlo sobre las ocho para dar a tu cuerpo la posibilidad de hacer la digestión.
  5. Ponte metas realistas. Si tienes que bajar 30 kilos, ten por seguro que, salvo que estés enferma o en medio de una isla desierta, no lo vas a conseguir en dos meses. Una meta realista es bajar entre dos y tres kilos al mes. Así que si te sobran seis es posible que te plantes en junio con ese peso de menos pero si te sobran 30 el planteamiento es a largo plazo, un año, por ejemplo.
  6. No compres tentaciones. Si tienes en casa cosas como chocolate, pan, bollería etc, es mucho más fácil que caigas en la tentación que si no las tienes. Así que haz una compra inteligente y piensa que muchas cosas no son necesarias.
  7. Haz dietas con la cabeza, sin saltarte nutrientes. Si recurres a una dieta que carezca de hidratos de carbono (bastante peligrosa, por cierto), tu cuerpo protestará y enviará al cerebro las ganas de consumir aquello que le estás quitando. Así que ya lo sabes, no se trata de eliminar nutrientes, se trata de reducir el consumo de calorías.
  8. Haz deporte. El deporte no sólo acelera el metabolismo y hace que te sientas después mucho mejor, es que ralentiza las ganas de comer.

Pero… ¿qué pasa cuando el verano se te ha echado ya encima? ¿y si no te ha dado tiempo a preparar la operación bikini? Pues aún estás a tiempo de lucir radiante gracias a estos tratamientos que te proponemos y que puedes realizarte en nuestra clínica estética de Madrid.

Operación Bikini Express: Tratamientos para conseguir un cuerpo 10 en poco tiempo

Aqualyx: es un procedimiento para eliminar la grasa localizada. Consiste en la infiltración de una solución estéril, mediante un único pinchazo en cada zona, y de manera homogénea, de tal manera que rompe las células grasas, y los resultados son visibles desde la primera sesión de forma permanente. Puede combinarse con sesiones con ultrasonido focalizado para aumentar la eficacia de los resultados. Su uso es estrictamente médico y limitado a aquellos especialistas que hayan recibido la formación pertinente.

Radiofrecuencia corporal: mediante la aplicación de ondas de una frecuencia concreta, se estimula la creación de colágeno, de forma que, en tan sólo unos minutos y sin apenas dolor, la piel recupera el tono y la firmeza perdidas. La radiofrecuencia corporal permite combatir la celulitis y la flacidez corporal, y devuelve la luminosidad y tersura a la piel, actuando a modo de estiramiento cutáneo no quirúrgico.

Presoterapia: es una técnica no invasiva, que consiste en aplicar presión a ciertas zonas del cuerpo, para estimular el sistema linfático y favorecer la circulación de todo el cuerpo. Se emplea para eliminar grasas y toxinas, como tratamiento para eliminar y reducir la celulitis, para la retención de líquidos, para mejorar de edemas y linfoedemas y como tratamiento post-operatorio tras una liposucción.

Mesoterapia: indicada para combatir la celulitis y la mejora del aspecto de la piel, se realiza mediante la aplicación de micro inyecciones en la piel de distintos tipos de medicamentos, que ayudan desde dentro a que los adipocitos liberen la grasa que contienen, facilitan el drenaje linfático de las toxinas acumuladas y promueven la hidratación en profundidad de la piel y la formación de colágeno y elastina.

 

Todos estos tratamientos han de ser realizados por especialistas titulados en un centro que cuente con todas las garantías sanitarias. Si quieres saber cuál es el más adecuado para tu caso, puedes pedir una cita sin compromiso en nuestro teléfono 91 726 43 52, o a través de la web.

Give a Reply